¿La ansiedad conduce a la la depresión?: Conclusiones sobre esa pregunta.

 

Buenas blogeros!!!!!!! Como siempre, a demanda de mis pacientes, voy a escribir un artículo sobre lo que más preguntáis en consulta;  ¿Tener ansiedad significa tener depresión o me puede llevar a ella?. 

Como siempre digo,  la ansiedad y depresión se vinculan por el bloqueo y la indefención, ¡ hechos que generan una gran inseguridad personal!. Muchas veces no tienen porque ir enlazadas pero muchas veces sentir ansiedad nos puede bajar el estadpo anímico.

¿Entonces existen relación directa entre estos dos trastornos?

A menudo existe una relación directa y muy estrecha entre ambos conceptos; de hecho, hay estudios que nos dicen que, el 95% de la personas DEPRESIVAS son también ansiosas. Es muy común que las personas con ANSIEDAD, cuando llevan un cierto tiempo con dichos síntomas noten una bajada anímica por varios factores ( que si leemos los artículos anteriores, sabremos a que nos referimos). Cuando nos sentimos con ANSIEDAD creemos que será permanente y si nos medicamos para este tipo de trastorno (aquí nos referimos a las BENZODIACEPINAS COMO EL ALPRAZOLAM), a veces incluso los médicos de cabeceras nos dicen que es nuestra personalidad,  por lo que nos dan a enterder que nunca bajeremos dichos niveles o síntomas que nos provocan la maldita ANSIEDAD. Pero si es verdad que a veces se puede producir una aparición conjunta, lo que nos lleva a un diagnóstico llamado “trastorno ansioso-depresivo”, según en DSMI-V ( que realmente lo consideramos para da un juicio clínico pero no siempre estamos de acuerdo con ello).

No obstante debemos saber que las anticipaciones es una carectirística propia de los procesos ansiosos; “EL PELIGRO“; por ejemplo, una persona que siente fobia hacia los aviones y que debe tomar uno, no sólo puede disparar su ansiedad cuando se encuentre  dentro de el, sino que, seguramente, lo anticipa días antes, por ello si anticipa más adversidades ( lo más común en perosnas ansiosas), a largo plazo nos puede dar bajadas anímicas y eso nos produce más preocupación sobre nuestra identidad personal.

¿Entoces que viene antes la Depresión o la Ansiedad?

En resumen, se debería poder discriminar cuál de los dos trastornos han sido el inicial, a pesar de que resulte difícil de diagnosticar, pues en la práctica la DEPRESIÓN y ANSIEDAD pueden aparecer con formas muy pocas difereciandas ( pero para eso estamos lo Psicólogos Clínicos ). Por ello, la entrevista clínica en la primera consulta es primoldial, ya que debemos descartar las patologías bases de nuesrtros pacientes. Un elemento que dificulta esta discriminación entre los dos trastornos es el hecho de que comparten un buen número de síntomas, como por ejemplo un sentido pesimista de la vida, alteraciones psicosomátiicas como la hiperventilación y la taquicardía, la fatiga, el mareo etc…; en definitiva, una especie de “pack” que son muy comunes en las DEPRESIONES y las ANSIEDADES.

Pero mi esperiencia en psicoterapia, me demuestra que,  la intervevción sobre un síntoma derteminado, puede mejorar el estado general de las personas, por lo que DEPRESIÓN y ANSIEDAD, que parecen estados firmementes diferentes, pueden trabajarse de marena en conjunta.

Conclusión: por mi experiencia, hay que destacartá que el tono bajo derivado de la ANSIEDAD no es más que una especie de adjetivo ( no sutantivo ) de este concepto, algo así como un aspecto asociado que, evidentemente, sería un error sobredismensionarlo. En estos casos , un tratamientos eficaz de la ansiedad supone a su vez una desaparición progresiva de los síntomas vitales de la DEPRESIÓN


Dr. Fco. Fco. Isaac Quirós Rojas, Colegiado AN.07376.

psicologoquiros@gmail.com

 

 

 

Leave a reply:

Your email address will not be published.